viernes, 22 de febrero de 2008

" Mis ojos no se paran sino donde estás tú. Debes de tener las propiedades que dicen del imán...los llevo a donde tú vas y conforme te mueves, como en gramática, el atributo sigue al nombre..."
El collar de la paloma


Sin duda, este fragmento que leí en esos viajes rutinarios y melancólicos en metro, fue de las pocas cosas buenas que me traje de Madrid...

6 comentarios:

Anónimo dijo...

Para todos aquellos que sienten la pasión, para los que se miran embelesados, para los desengañados, para los ilusionados, para aquellos primerizos y para los veteranos, para los amantes, galanes, pretendientes, seductores, para los enamorados. Si alguna vez sentiste, o si estás sintiendo el amor, seguro que encontrarás en El collar de la paloma muchos datos familiares, pues, aunque escrita en el siglo XI, trata de lo imperecedero y universal que posee este sentimiento, tanto en el plano físico como en el espiritual.
"Cuando me voy de tu lado, mis pasos

son como los del prisionero a quien llevan al suplicio.

Al ir a ti, corro como la luna llena

cuando atraviesa los confines del cielo.

Pero al partir de ti, lo hago con la morosidad

con que se mueven las altas estrellas fijas.";)sigo tus pasos...1beso!

Anónimo dijo...

Yo no necesito tiempo para saber cómo eres:
conocerse es el relámpago.
¿Quién te va a ti a conocer en lo que callas,
o en esas palabras con que lo callas?
El que te busque en la vida que estás viviendo,
no sabe mas que alusiones de ti,
pretextos donde te escondes.
Ir siguiéndote hacia atrás en lo que tú has hecho,
antes, sumar acción con sonrisa, años con nombres,
será ir perdiéndote. Yo no. Te conocí en la tormenta.
Te conocí, repentina,
en ese desgarramiento brutal de tiniebla y luz,donde se revela el fondo que escapa al día y la noche.
Te vi, me has visto, y ahora, desnuda ya del equívoco,
de la historia, del pasado, tú, amazona en la centella,
palpitante de recién llegada sin esperarte,
eres tan antigua mía, te conozco tan de tiempo,
que en tu amor cierro los ojos, y camino sin errar, a ciegas,
sin pedir nada a esa luz lenta y segura
con que se conocen letras y formas
y se echan cuentas y se cree
que se ve quién eres tú, mi invisible.

Pedro Salinas
“La Voz a ti Debida”(un regalito para una tarde lluviosa..como la de hoy..tqmm!)

Manoli dijo...

"Confia en el tiempo,que suele dar dulces salidas a muchas amargas dificultades";)...1beso wapa!

Anónimo dijo...

El niño miraba al abuelo escribir una carta. En un momento dado, le preguntó:
–¿Estás escribiendo una historia que nos pasó a los dos? ¿Es, quizá, una historia sobre mí?


El abuelo dejó de escribir, sonrió y dijo al nieto:
–Estoy escribiendo sobre tí, es cierto. Sin embargo, más importante que las palabras es el lápiz que estoy usando. Me gustaría que tú fueses como él cuando crezcas.


El niño miró el lápiz, intrigado, y no vio nada de especial.
–¡Pero si es igual a todos los lápices que he visto en mi vida!


–Todo depende del modo en que mires las cosas. Hay en él cinco cualidades que, si consigues mantenerlas, harán de ti una persona por siempre en paz con el mundo.



Primera cualidad: puedes hacer grandes cosas, pero no olvides nunca que existe una mano que guía tus pasos. A esta mano nosotros la llamamos Dios, y Él siempre te conducirá en dirección a su voluntad.


Segunda: de vez en cuando necesito dejar de escribir y usar el sacapuntas. Eso hace que el lápiz sufra un poco, pero al final está más afilado. Por lo tanto, debes ser capaz de soportar algunos dolores, porque te harán mejor persona.


Tercera: el lápiz siempre permite que usemos una goma para borrar aquello que está mal. Entiende que corregir algo que hemos hecho no es necesariamente algo malo, sino algo importante para mantenernos en el camino de la justicia.


Cuarta: lo que realmente importa en el lápiz no es la madera ni su forma exterior, sino el grafito que hay dentro. Por lo tanto, cuida siempre de lo que sucede en tu interior.


Finalmente, la quinta cualidad del lápiz: siempre deja una marca. De la misma manera, has de saber que todo lo que hagas en la vida dejará huellas , y procura ser consciente de todas tus acciones.



Paulo Coelho(1besito!)

;) dijo...

Como dice el profeta, KHALIL GIBRÁN :
"Cuando el amor llama, obedeced a su llamada, aunque el camino sea duro y difícil.
Cuando sus alas se abren, entregaos a él, aunque la espada allí escondida termine causando heridas.
Y cuando el amor diga algo, creed en él , aunque su voz destruya vuestros sueños como el viento del norte destruye los jardínes.
Porque el amor glorifica y crucifica. Hace crecer las ramas y las poda. Atormenta a los hombres, hasta que están flexibles y dóciles. Los quema en fuego divino, para que puedan convertirse en un pan sagrado que será considerado en el banquete de Dios.
Sin embargo, si tenéis miedo, y del amor no queréis encontrar más que paz y el placer, más os vale apartaos de su puerta y buscar otro mundo donde podáis reír sin toda la alegría, y llorar sin derramar todas las lágrimas.
El amor no da nada y no quiere nada más allá de sí mismo. El amor no posee ni puede ser poseído, pues él sólo se basta.
Y no intentéis dirigir su curso: si el amor encuentra que sois digno, él os dirigirá hasta donde debási llegar". ;)..espero que te guste..

.: El príncipe herido :. dijo...

... ya que hablas de gramática te diré que también me gustan los complementos circunstanciales como... CC de Lugar: Madrid, CC de tiempo: 21 de Junio, CC de compañia: el imán ... porque igual a partir de ese momento aumentan las cosas buenas de Madrid ...

(k) (ino) (l)